lunes, 8 de marzo de 2010

Despertares II

Vistiendo el albornoz de la rutina
saludo a la mañana acompasando
los dedos de metal que me aprisionan
que me vacían de ti

que me entorpecen
la vida siendo infiel a las campanas
y al pulso indebido de tus pasos
el ritmo el corazón y los abrazos

vistiendo el albornoz de las mañanas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada